Autenticidad

Detrás de un buen producto, siempre hay una historia auténtica. Por eso también, por cada frasco L’OCCITANE, hay un origen trazable, un terreno, la marca de productores exigentes y el saber-hacer heredado de las tradiciones de Provenza y de más allá.

Es en la naturaleza, explorando los principios de la fitoterapia (cuidado de las plantas) y de la aromaterapia (tratamiento de los aceites esenciales), donde L’OCCITANE investiga los ingredientes de sus fórmulas.