L'Occitane
 ¡Oh, Bonne Mère! En Provenza, la expresión es un tipo de puntuación. Expresa el asombro, el alivio, la alegría, el golpe de suerte y, sobre todo, la bondad. Es el recuerdo de un tiempo en el que la basílica Notre Dame de la Garde, desde lo alto de su pico rocoso, guiaba a los marineros protegiendo a los jaboneros de Marsella que le rendían un culto particular. Este es el lugar más querido por todos los marselleses, muy por encima de las confesiones.

DESCUBRA NUESTRA COLECCIÓN "BONNE MERE">