Paso 3: Hidratar

Tras largas exposiciones al sol, hidrata tu piel para darle resplandor al bronceado.