Protección solar

El sol es la primera causa de envejecimiento prematuro de la piel. Los tratamientos protectores con SPF (índices de protección solar) ayudan a proteger y preservar la piel, proporcionando frescor e hidratación.